Debe tenerse en cuenta que esta web no pretende ser una guía de montaña que deba seguirse al pie de la letra, por lo que el autor no se hace responsable del uso que cada uno haga de la información descrita en estas páginas.
También se deberá contemplar, que algunas de las rutas aquí descritas pasan por propiedades privadas y para poder realizarlas se deberá contar con el preceptivo permiso de la propiedad.
Es lo más recomendable que los que quieran iniciarse en el senderismo, lo hagan a través de los clubs al efecto, además de federarse y contar con el preceptivo seguro de accidentes.
Antes de emprender cualquier actividad en la montaña, debemos informarnos de la previsión meteorológica y en el caso -poco recomendable- de ir solo, debe avisarse a los amigos o familiares de la ruta a realizar.
Respetemos siempre la Naturaleza, respetemos la propiedad privada y no dejemos en la montaña ningún rastro de nuestro paso.

Castillo de Alaró

17-dic-2011+ fichaVer trackGalería de fotos
Fecha: 17-diciembre-2011
Circular:
Duración: 5h. 09' en total. 3h. 59' en movimiento según el GPS
Recorrido: 13,17 km.
Desnivel: Unos 600 m. aproximadamente.
Época recomendable: Todo el año.
Equipo: Equipo básico de montaña, y ropa de abrigo en función de la época.
Agua: En la hospedería.
Grado de dificultad: Fácil hasta el castillo y media si optamos por bajar a la cueva.
Mapa: En el Tramuntana Central E-25 de Alpina está toda la zona y los caminos a transitar.
Aprovechando la noticia aparecida en el Diario de Mallorca, titulada "La reforma de nunca jamás", nos hemos decido por subir al Castell d'Alaró en lugar del Puig de ses Vinyes, ya que además el día y la previsión desaconsejaban rutas aéreas.
Como todas las rutas que he visto publicadas sobre el Castillo de Alaró pasan o se inician en Orient, he optado por subir por la vertiente de Alaró, que no desmerece en absoluto la excursión, simplemente subimos y bajamos por el mismo camino. En este caso cambiamos la larga y aburrida pista de cemento que pasa por s’Estret, camino al Pas de s’Escaleta, de haber salido de Alaró en dirección a Orient, por algo de asfalto en el tramo común hacia Es Verger.
El coche lo dejamos en un amplio arcén de tierra en la carretera de Alaró a Orient, poco antes del hito del Km. 18 e iniciamos la ruta por la misma carretera en dirección a Alaró. En 3’ tenemos a la derecha –bien indicado con balizas- el camino hacia el Castell d’Alaró. Este primer tramo de camino se llama Camí de sa Sort y topa de frente con un camino transversal, Camí des Castell (5’), que tomamos a la derecha.
A los 30’ de subir por la carreterilla asfaltada, a la derecha hay un pequeño montículo de tierra entre carrizos, donde tomamos el primer atajo que nos sirve para ahorrarnos una curva. Salimos enseguida a la carreterilla donde tenemos de frente un hito de piedras que nos marca el camino a seguir para ahorrarnos varias curvas más de asfalto. Este camino desemboca de nuevo en la carretera (5’), poco antes de una portilla sin barrera junto a una gran roca. Una baliza junto a la gran roca nos indica el camino para seguir subiendo hacia el castillo. A partir de aquí encontramos algunos tramos empedrados del camino antiguo y seguimos las indicaciones que unas veces nos llevarán por asfalto y otras por camino entre bancales, para llegar en 18’ al punto donde se separa la carretera que sigue hasta Es Verger y el camino que sube directo hacia el Castell d’Alaró, también indicado por una baliza. Tomamos la opción hacia el castillo y en 6’ atravesamos otra portilla sin barrera con una baliza que nos indica seguir por la derecha. 24’ más arriba nos encontramos con el camino que viene del Pla des Pouet, actualmente cerrado por desprendimientos. Seguimos por el camino cerca de las paredes rocosas, atravesamos el primer arco de la antemuralla y poco después la torre del Homenaje, único acceso al castillo, popularmente conocida como el Constipador.
Una vez en el interior del recinto y antes de subir a la hospedería y a la capilla vamos a la izquierda, dirección Noroeste para visitar una parte importante de las ruinas y con unas vistas geniales sobre una amplia zona de la Serra, Solleric, el Puig de Sant Miquel y el Puig de s’Alcadena.
Volvemos a la zona de acceso al castillo y seguimos el camino ascendente hacia la parte alta del puig donde se encuentran la hospedería (5’) y la capilla de la Mare de Déu del Refugi.
Después de visitar la capilla, los alrededores y tomar un café caliente en la hospedería, tomamos el camino hacia la Cova de Sant Antoni. En el mapa de Alpina está marcado como acceso prohibido y algo he oído al respecto, pero no vimos ningún cartel que indicara alguna restricción de paso, por lo que nos decidimos a continuar siguiendo en la misma dirección de llegada a la hospedería, Sureste, pasando entre un bloque de habitaciones y la pared junto al cortado. Enseguida encontramos las antiguas y derruidas letrinas que nos indican que estamos en el buen camino. A partir de aquí debemos seguir los hitos y las marcas rojas de pintura para llegar en 20’ a la torre sur del castillo, conocida como la Presó dels Moros. Al lado de esta torre, entre las rocas se encuentra la entrada a la Cova de Sant Antoni. Esta entrada es una estrecha y baja galería que nos obliga a pasar bien agachados. No es necesaria linterna ya que se trata de una cueva abierta. Lo que si es necesario, es una dosis alta de precaución y concentración para no poner un pie en falso y evitar caer al vacío. En el interior de la cueva encontraremos un pequeño aljibe, hoy con agua.
Una vez visitada la cueva y la torre, de camino a la hospedería, me desvío algo a la derecha en busca de alguno de los restos que han dejado las distintas actividades del hombre aquí arriba en el Castell d’Alaró. Encuentro una “balma”, un aljibe cerrado y un horno de cal.
Como Esteban no es muy amante de los espacios cerrados, no ha visitado la cueva y me está esperando en la zona de la hospedería. Así que para no preocuparlo, dejo la búsqueda de más restos –que los hay- y sigo los senderillos e hitos en sentido ascendente, para encontrarme con él.
Ahora no queda más que regresar por el mismo camino que hicimos de subida, para llegar en 1h. y 30’ al punto donde dejamos el coche a primera hora de la mañana.
Por lo visto Esteban es el único que me soporta últimamente y ha sido el que también me ha acompañado en esta ocasión.
Oscar, por desgracia, ha sufrido una lesión en una pierna practicando deporte -no de montaña- y estará una buena temporada en “dique seco”. Desde aquí quiero desearle una muy buena y rápida recuperación. ¡La Serra y nosotros te echamos de menos!
 

Mapa de la ruta
 

Perfil de la ruta
 

La ruta en 3D
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *